Pide Coparmex acuerdo de emergencia ante sequía severa en el país

Acusó que la austeridad mal aplicada ha provocado recortes de más del 30% de recursos a la CONAGUA. De acuerdo con la UNAM, son 19 estados del país los que sufren una situación grave por la sequía

Al menos 19 estado en México enfrentan una grave sequía por lo cual es urgente acelerar gestiones, y se publique el Acuerdo de inicio de emergencia por ocurrencia de sequía severa, extrema o excepcional en cuencas para el año 2022 a fin de tomar todas las medidas necesarias para mitigar la crisis que enfrenta el país en esta materia.

Así lo advirtió la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) quien acusó que la falta de agua no sólo tiene que ver con la escasez de lluvias sino con la ausencia de planeación, medidas para reducir el hacinamiento, reparación de fugas y de un manejo adecuado de aguas residuales que pueden ser tratadas, además de la sobreexplotación de los acuíferos.

Acusó que la austeridad mal aplicada ha provocado recortes de más del 30% de los recursos con los que contaba CONAGUA, por lo cual demandaron al Congreso de la Unión y a la Secretaría de Hacienda a dotar de los recursos necesarios en 2022 y 2023 a las entidades federativas para el desarrollo de infraestructura necesaria para la captación, reinyección, saneamiento y reparación de fugas en la red nacional.

Expertos señalan que un total de 105 de 653 acuíferos subterráneos en México se encuentran en condiciones de sobreexplotación, por ello es necesario frenar esta situación y apostar, por su recarga.

De acuerdo con la UNAM, son 19 estados del país los que sufren una situación grave por la sequía, un fenómeno que cada año se presenta con mayor intensidad, frecuencia y amplitud territorial.

Las entidades más afectadas por la sequía son Aguascalientes, Baja California, Baja California Sur, Chihuahua, Coahuila, Durango, Guanajuato, Guerrero, Jalisco, Michoacán, Nayarit, Nuevo León, Querétaro, San Luis Potosí, Sinaloa, Sonora, Tamaulipas, Veracruz y Zacatecas.

Sin embargo, en las otras 13 también se han presentado condiciones de sequía atípica y sólo Campeche, Chiapas, Tabasco, Yucatán y Quintana Roo registran menos problemas.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) el consumo promedio debería de ser de 100 litros de agua por persona (Equivalentes a cinco o seis cubetas). Con ese consumo se satisfacen las necesidades de consumo e higiene. Sin embargo, hay ciudades en el país donde las personas, por malos hábitos, llegan a consumir hasta 380 litros por día.

La Coparmex explicó que la relación entre los recursos hídricos y el desarrollo económico ha comenzado a deteriorarse conforme se complica la disponibilidad de agua. Un ejemplo claro de esta relación es que se han generado pérdidas millonarias por el bajo rendimiento agrícola por hectárea en los distritos de riego que operan bajo el sistema de abasto a través de represas.

Refirió que según expertos del Instituto de Investigaciones Sociales de la UNAM, de las aproximadamente 22 millones de hectáreas que se siembran en el país, 16 millones son de cultivos que dependen principalmente de las lluvias y que hoy están profundamente afectadas por falta de agua. Eso ha agravado la inflación ya que se enfrenta una menor oferta de productos del campo.