Desconoce edil demora en arribo de refuerzos a San José de Gracia

Jorge Luis Anguiano detalló que la policía municipal reportó la situación a comisaría regional en Jiquilpan, donde les dijeron que siguieran el protocolo y salvaguardaran su integridad

Morelia, Michoacán (OEM-Infomex).- La masacre ocurrida en San José de Gracia fue un “hecho inédito, algo de lo que no estábamos ni siquiera cerca de estar acostumbrados a ver”, señaló el alcalde de Marcos Castellanos, Jorge Luis Anguiano, quien recalcó que los policías de la comunidad no contaban con la fuerza de respuesta ante tal cantidad de civiles armados.

En entrevista para ADN40Mx, el edil declaró que entre las 16:25 y las 16:30 horas del domingo pasado la policía municipal reporta que recibió una llamada alertando sobre lo que estaba ocurriendo: “a escasos 15 o 20 minutos de ese primer reporte se recibe otro en el que un ciudadano reporta que en la esquina de donde se dieron los hechos ya se concentran las personas armadas con rifles de alto poder y una cantidad de personas increíble”.

Señaló que, de acuerdo con los protocolos establecidos, los elementos policiales no actuaron, esto a fin de salvaguardar su integridad: “no había manera de que seis elementos y dos patrullas pudieran hacer frente e inhibir esta concentración”, expresó.

Detalló que los oficiales de San José de Gracia reportaron la situación a la comisaría regional en Jiquilpan, donde les dijeron que esperaran la llegada de los refuerzos y se mantuvieran atentos.

Sin embargo, el alcalde señala que dichos refuerzos llegaron casi tres horas después del reporte sobre la matanza: “Todo el despliegue operativo llegó casi entre 7:30 y 10 de la noche al municipio”.

“Yo desconozco por qué hayan tardado en llegar ellos, entiendo que a lo mejor estaban cubriendo labores de seguridad en otras zonas. Entiendo que son 11 los municipios que integran la región”, consideró.